Causas de la miocardiopatía hipertrófica

La miocardiopatía hipertrófica es generalmente causada por genes anormales (mutaciones de genes) que hacen que el músculo del corazón crezca anormalmente espeso. Las personas con cardiomiopatía hipertrófica también tienen una disposición anormal de las células del músculo del corazón, una condición conocida como desorden de miofibras. Este desorden puede contribuir a arritmias en algunas personas.

La severidad de la miocardiopatía hipertrófica es muy variable. La mayoría de las personas con miocardiopatía hipertrófica tienen una forma de la enfermedad en la que la pared (tabique) entre las dos cámaras inferiores del corazón (ventrículos) se agranda y obstruye el flujo sanguíneo. Esta condición es a veces llamada miocardiopatía hipertrófica con obstrucción o cardiomiopatía hipertrófica obstructiva. Alrededor del 70 por ciento de las personas con HCM experimentan síntomas obstructivos.

A veces, la miocardiopatía hipertrófica se produce sin obstrucción significativa del flujo de sangre. Sin embargo, la principal cámara de bombeo del corazón (ventrículo izquierdo) puede volverse rígida, lo que reduce la cantidad de sangre que el ventrículo puede contener y la cantidad bombeada hacia el cuerpo con cada latido del corazón. Esta condición es a veces llamada miocardiopatía hipertrófica sin obstrucción o miocardiopatía hipertrófica no obstructiva.